19 febrero 2007

Tortura Guantanamera

La base militar norteamericana ubicada en Guantánamo, Cuba, famosa por la aberrante violación de los Derechos Humanos que se lleva a cabo en su interior por los buenos soldados estadounidenses que luchan su “guerra contra el terror”, sigue siendo un cabo suelto -uno de los tantos- para las Naciones Unidas.
Hace pocos días el almirante Harry Harris, quien está a cargo de la comandancia en ese centro de tortura señaló que la cárcel será cerrada, pero no ahora –lo que deja perpleja a la blogaudiencia que se pregunta: “¿cuando?”-. “El cierre del lugar debe suceder cuando ya no sea necesario”, apuntó Harris -aquí llegó la respuesta a la blogaudiencia confusa: “nunca”-.
La prisión tiene recluídas, según la organización por los derechos humanos Amnistía Internacional (AI) unos 400 detenidos de más de 30 nacionalidades, sin cargos y sin apenas esperanza de obtener un juicio justo. Los reclusos, supone el gobierno de George W. Bush, son altamente peligrosos para la humanidad ya que pertenecerían a células terroristas.

Terrorismo a la americana

Un informe de AI manifiesta gran preocupación por las prácticas llevadas a cabo en Guantánamo, que consisten en “obligar al detenido a permanecer de pie o agachado, privarlo del sueño, encapucharlo y someterlo a ruidos y a asilamiento prolongado, o procedimientos con connotaciones discriminatorias, como la utilización de perros, la desnudez forzosa, el afeitado forzoso, la humillación sexual por parte de mujeres interrogadoras y la retirada de artículos religiosos”.
El trato ejemplar que reciben los presos de Guantánamo se acerca mucho a lo que fue la metodología del terrorismo de Estado en Argentina, y en esencia a toda maniobra cruel –incluidos Atila el Huno y Vlad Dracul-: sin juicios ni posibilidad de defenderse y con una alta dosis de brutalidad, primordial para “ablandarlos”.
La base, que desde 2002 se utiliza para hostigar a los sospechosos de terrorismo, está instalada desde hace casi 110 años y siempre tuvo cierto tufillo a ilegalidad. Efectivamente, si las organizaciones internacionales tuvieran que buscar en Cuba vejaciones a los Derechos Humanos, primero deberían pegarse una vuelta por Guantánamo.
He Dicho
A.M.

3 comentarios:

Humortales dijo...

alejandro (ya te tuteo che) la verdad que da bronca e impotencia presenciar la impunidad con la que se maneja el imperio del norte. si esta cárcel la tuviera irak o calquier otro país, ya los hubieran invadido o al menos embargado. la contaminación del planeta es otro tema, son los mayores productores de dióxido de carbono, sindicado como responsable del calentamiento que nos llevará a cocinarnos a fuego lento.
saludos

Meryposapontiac dijo...

si, va a ser cerrada, para prepara algo aun peor. Lamento informales que bush y su sequito no van a bajar los brazos. =S.
un saludo! muy buen blogg

Persio dijo...

ojala la solución solo fuera cerrarla, el tema es acabar con estas politixcas nefastas de una vez, pero bueno estoy harto de utopias, saludos!